lunes, 23 de febrero de 2015

Y llegó el calor, mientras esperamos a mañana en Cerler.

Después de la esquiada de ayer, nieve recién caída, hoy la estación de esquí de Cerler ha abierto sus remontes casi en su totalidad, pero la nieve primero venteada y después haciéndose pesada por la subida de temperatura no nos ha impedido probarnos en circunstancias adversas, nieves difíciles.
La montaña hoy estaba con alerta de aludes de 4 sobre 5, costaba mover la nieve y eso que llevaba un patín de 100, en las fotos veréis que movíamos la nieve caída ayer, pesada y enganchona.

Bajada por la Solana
Se ve claramente la rotura de capas.
Y tal como bajábamos, la humedad en la nieve se hacía patente. 
La bajada por Ibones era espectacular, aunque era como esquiar en cemento y las pelotas que caían se hacían bastante grandes
Canal Amplia, también acusaba esa humedad, aunque la altura y la verticalidad ayudaban a los giros.
Mirando el circo, solamente se veían pequeñas purgas.

Buena nieve en pistas hasta que se ha apelmazado.

Quería subir al Pico de Cerler, pero no me ha convencido la nieve.
Bajada por Marmotas Bajo, por el centro, el resto muy duro.

 Todo lo realizado ha sido llevando todo el material de seguridad y probando las cosas aprendidas en el cursillo, yo no lo he hecho, pero leer muy bien los letreros de cuando pone CERRADO, porque lo está por algo.
Sin experiencia en montaña hoy estaba complicado, al menos lo he deducido por la gente que me he ido cruzando.
Mañana más, bajan las temperaturas y volverá a nevar, cuidado con las locuras, la estabilidad del manto hoy no era la mejor. Mucho cuidado y estudiar bien las salidas alternativas.

No hay comentarios: