viernes, 12 de junio de 2015

El Valle de Benasque hidratado.


Las tormentas de los últimos días por fin ha hidratado el Valle de Benasque y queda de nuevo insultántemente verde.
Empezamos la época de los bosques más frondosos, muchas flores y empezamos la recolecta, además de que en la excursión nos hemos cruzado con un corzo, varias aves y marmotas.


Misma imagen distinto efecto.








Vistas a Cerler y al Perdiguero.



Senderuelas.
No identificada, seguro que no se come.
No identificada, seguro que no se come.



Por eso se llama senderuela, mochardina.

Casi recogiendo, la tocamos y por muy bonita que sea, causa urticaria.


Nuestra amiga en la roca de siempre.
Las segadoras de las praderas.
No te pierdas fines de semanas viviendo la tranquilidad del campo o todo lo contrario ...

No hay comentarios: